Criterios educativos y didácticos en ESO y Bachillerato

BÚSQUEDA DE LA BELLEZA

bellezanewman

La belleza es el esplendor de la verdad, de ahí su primordial valor educativo: la belleza, por la atracción que provoca, es el camino para el descubrimiento y la valoración de lo que es verdadero.

Nosotros miramos las cosas (la poesía, la música, las matemáticas, el arte, el juego, el amor, la convivencia… ¡todo!) dejándonos sorprender por su belleza, contemplándolas. Es necesario apreciar la belleza de aquello que se estudia o se realiza, reconociendo su significado y su valor.

La vida del colegio tiene que estar marcada por un permanente mirar la belleza. El cuidado del orden y la limpieza, la atención a los detalles y el gusto por la obra bien hecha, son consecuencias importantes. Favorece esta educación el mostrar públicamente lo que se hace, manifestando que el fruto del trabajo personal es para todos.

EDUCAR EN EL ASOMBRO Y EN LA BÚSQUEDA DE LA VERDAD

EDUCAR EN EL ASOMBRO

Fomentar la apertura a la realidad a partir de la atracción que provoca es uno de nuestros objetivos principales porque sólo del asombro nace una búsqueda sincera de la verdad. Es necesario enseñar a mirar y sorprenderse, a preguntarse y preguntar, a buscar una explicación y valorar después aquello que se está considerando.

La educación en una auténtica actitud crítica nace de esta apertura a la realidad. Queremos favorecer que nuestros alumnos estén abiertos a todo, pero ayudándoles a implicar la razón en ello, a juzgar; es decir a confrontar todo con las exigencias básicas que nos constituyen como seres humanos y nos mueven en todo lo que hacemos: exigencia de bien, verdad, amor, justicia, belleza y felicidad.

LA CLASE ARGUMENTATIVA: ENSEÑAR ARGUMENTANDO

EMPRESAS

Hay verdadera transmisión de conocimiento cuando en clase el alumno usa la razón. Para ello el profesor ha de proponer una hipótesis de trabajo con los objetivos de:

Implicar personalmente al alumno, de modo que pueda reconocer qué relación existe entre lo que tiene que estudiar, el trabajo que se le propone, y su propia vida, su experiencia personal.

Posibilitar que el alumno haga un uso serio y riguroso de la razón dentro de la metodología propia de una disciplina.

Hacer que la clase sea un verdadero acto de comunicación con un estilo argumentativo, que pone en primer plano el objeto a estudiar (un texto, un aspecto de la realidad física, un periodo histórico, una cuestión matemática, etc.) y lo presenta como algo sobre lo que indagar desde un punto de vista preciso, permitiendo un conocimiento más profundo, suscitando preguntas, hasta llegar hasta su sentido último. Vídeo sobre la argumentación

ESTUDIAR: APRENDER EL USO DE LA RAZÓN Y ADENTRARSE EN EL DESCUBRIMIENTO DEL SENTIDO DE LAS COSAS

1c

No nos interesa enseñar una simple técnica de estudio sino despertar una pasión por lo que se estudia, educar en una consideración del estudio como una aventura de descubrimiento del sentido de las cosas.

Estudiar exige aprender a usar la razón según la metodología propia de cada disciplina, lo cual implica: atender, preguntar, comprender,  conceptualizar, relacionar, sintetizar, juzgar y razonar. Todas estas acciones se desarrollan a través de los instrumentos que tenemos en nuestra mano: la lección, los libros de texto, el diálogo, los ejercicios, los apuntes, los trabajos, los proyectos y exposiciones, las lecturas y las actividades culturales que se proponen.

LA PERSONALIZACIÓN DEL CAMINO EDUCATIVO, LA BÚSQUEDA DE LA EXCELENCIA Y LA ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD

BUSQUEDA DE LA EXCELENCIA

Uno de los objetivos prioritarios en nuestra tarea educativa es la integración de todos los alumnos, teniendo en cuenta las diferentes condiciones personales y académicas: mirar las necesidades, condicionamientos y capacidades de cada uno posibilita la igualdad de oportunidades y amplía el horizonte de sus expectativas. Las medidas organizativas y metodológicas que establecemos en esta esta etapa contribuyen a lograr este objetivo.

Queremos evitar el riesgo de buscar una uniformidad porque creemos que la diferencia no es inferioridad y que las capacidades, las dificultades y los condicionamientos que cada uno tiene forman parte de su propio camino de maduración.

Creemos que cada ser humano es alguien único, con valor en sí mismo por el sólo hecho de existir, es libre y con una dignidad que no puede estar en función de sus capacidades y, mucho menos, de su éxito escolar.

ACTIVIDADES CULTURALES, SALIDAS EXTRAESCOLARES Y VIAJES DE ESTUDIO

ACTIVIDADES CULTURALES

Las salidas y actividades complementarias a la vida en el aula forman parte del proyecto curricular y tienen unos objetivos educativos y académicos de acuerdo con nuestro proyecto educativo y con los objetivos de las programaciones de las áreas que las proponen.

El valor educativo de estas actividades en nuestro colegio radica en que se proponen como gesto. Un gesto humano es una acción que al realizarse expresa en su forma las razones y el significado que lo origina. Los profesores preparan y cuidan todos los aspectos de las actividades, implicando y acompañando a los alumnos en ellas y no siendo un mero organizador de las mismas.

Especial relevancia en este sentido tienen los viajes de estudios. Estos viajes se realizan con una programación específica e incluyen un programa de clases en los lugares que se visitan. Estos viajes se realizan en todos los cursos, culminando en la ESO con el intercambio con un colegio italiano que se realiza en 4º. En Bachillerato el viaje es a Londres y Oxford, visitando allí los lugares emblemáticos de la vida de John Henry Newman.

EDUCAR EN EL ASOMBRO Y EN LA BÚSQUEDA DE LA VERDAD

1d

El lenguaje es el instrumento que permite a la persona relacionarse con la realidad y tomar conciencia de sí misma. El uso adecuado y fluido del lenguaje es la condición necesaria para que el alumno desarrolle su capacidad de comunicación, expresión y razonamiento con el fin de conocer la verdad.

El colegio propone un recorrido educativo desde infantil a bachillerato estableciendo como objetivos comunes:

  • El aprendizaje y desarrollo de la expresión escrita. El lenguaje es la competencia básica para el desarrollo de la cultura. Se aprende a escribir escribiendo, pero para desarrollar esta destreza es imprescindible que el trabajo propuesto sea guiado. La variedad de propuestas que en cada curso se especifican responde a esta finalidad.
  • La expresión oral. La expresión oral no es una destreza exclusiva de la asignatura de lengua, sino que es un objetivo que debe abordarse desde todas las materias. Un conocimiento preciso y completo se manifiesta en la capacidad de expresar con orden, coherencia y precisión en el lenguaje aquello que se quiere comunicar.
  • El fomento de la lectura será un compromiso básico para cada una de las disciplinas. Al margen de los libros de lectura obligatoria, desde los distintos departamentos se propondrán lecturas complementarias que contribuyan a profundizar en los contenidos y a despertar el interés por saber más.

LA RELACIÓN CON LOS PADRES

Partimos de la convicción de que los padres son los primeros responsables de la educación de sus hijos y nos los confían como colaboradores en esa tarea. Con esta confianza, el colegio realiza su labor académica partiendo del carácter propio establecido en su Proyecto Educativo.

Un proceso formativo se realiza sólo con la efectiva colaboración entre los diversos sujetos educativos implicados (alumnos, familia, profesores). Por ello la relación con las familias ha de ser fluida, cordial y con gran disponibilidad por parte del colegio, de ahí la variedad de cauces de comunicación que el colegio ofrece.

LA RAZÓN DE LA DISCIPLINA: LA EDUCACIÓN DE LA LIBERTAD

USO DE LA RAZON

La disciplina es lo contrario a la instintividad y posibilita tener en cuenta la realidad y su significado de modo que sea instrumento para el crecimiento de la persona.

La personalidad crece en la medida en que profundiza en una verdadera libertad de juicio y de elección. Ahora bien, para juzgar y elegir hace falta tener un criterio. El criterio más humano es el que parte de lo más propio de nuestra naturaleza: el conjunto de exigencias que emergen dentro de cualquier experiencia humana (exigencia de verdad, bien, belleza, libertad, justicia…). La disciplina implica una relación educativa que favorezca que el alumno reconozca y valore esas exigencias dentro de lo que sucede en la vida escolar.

La disciplina no es un fin en sí misma sino una condición para desarrollar nuestra tarea y establecer una relación educativa que posibilite el aprendizaje. Las normas de convivencia y conducta siempre nos introducen en el valor de algún aspecto de la realidad escolar finando las condiciones que hacen posible el desarrollo de nuestros criterios educativos; por ejemplo, valor de la puntualidad, del orden, de la limpieza, de la atención, del silencio, del respeto, etc.